Desde Clínica Mapfre de Medicina del Tenis queremos aportar nuestro granito de arena para ayudaros a practicar deporte de forma segura. Para ello, os presentamos un nuevo proyecto gratuito COVID-19 y DEPORTE, fruto del análisis de la importancia que tiene en nuestra sociedad el deporte.

Os animamos a uniros a nosotros y trabajar juntos para conseguir que el deporte sea una absoluta fuente de salud.

¿POR QUÉ?

El deporte y el ejercicio físico son una de las mejores estrategias para promocionar la salud y prevenir la aparición de las patologias crónicas más prevalentes en el mundo occidental.  Con relación a la infección por COVID-19, las personas con mejor nivel de condición física están pudiendo sobreponerse a los cuadros clínicos y a las complicaciones con mejores resultados que aquellos con menor capacidad física.

Los deportistas han mostrado mejor evolución y recuperación frente a la infección por COVID-19

¿QUÉ QUEREMOS?

Nuestro Proyecto nace para dar respuesta a la necesidad de atender a los pacientes infectados por COVID-19 y a toda la población confinada, para ayudarles en su recuperación y vuelta a la actividad normal.  Por ello, queremos que os sintáis identificados con nuestro Proyecto de atención y seguimiento médico-deportivo.

Nuestro Proyecto se centra en la atención y seguimiento individualizado a todos los que estáis confinados, a aquellos pacientes COVID-19 en sus diferentes estadios y muy especialmente a todas esas personas que han estado trabajando en primera línea sometidas a un elevadísimo nivel de exigencia y estrés. En definitiva, queremos que os sintáis absolutamente reflejados en este programa y podáis seguirlo con un solo objetivo: crear una base para practicar deporte, un deporte seguro desde la prevención, que ha sido siempre el objetivo básico en nuestra Clínica Mapfre de Medicina del Tenis.

La importancia de la práctica del deporte en la prevención y la reversión de la infección por COVID-19, la complejidad de sus cuadros clínicos, así como, las especiales circunstancias que están acompañando al periodo de confinamiento, nos ha llevado a presentar un proyecto global, individualizado, progresivo y seguro que facilite la reversión de la enfermedad (en sus distintos estadios) así como la vuelta a la actividad normal tanto en la población enferma como en la confinada (sana o con patologias crónicas), evitando los potenciales riesgos y complicaciones que podrían acompañar a este proceso dadas las peculiaridades que rodean esta enfermedad.

Abordamos la recuperación y vuelta a la normalidad de los pacientes y personas confinadas mediante un programa multidisciplinar, global, individualizado, progresivo y seguro

¿QUÉ NOS DIFERENCIA?

Nuestra principal diferencia reside en nuestro equipo de trabajo: un equipo multidisciplinar, coordinado y dirigido por un grupo médico  que controla, diseña y supervisa el trabajo de cada área, así como la interrelación y coordinación de todas ellas entre sí.  Todo ello nos permite hacer un abordaje específico, preciso y global de cada uno de los estadios por los que pasa el paciente, basándonos en la dilatada experiencia médica acumulada en el control de todos los procesos que aceleran la asimilación del entrenamiento físico y mediante la ayuda a una correcta toma de decisiones que permita evitar riesgos innecesarios. 

¿QUIÉN FORMA EL EQUIPO Y POR QUÉ?

Nuestro equipo  parte de una Dirección Médica  con una alta solvencia científica y profesional que comprende diferentes áreas que abarcan desde el área puramente médica, hasta la fisioterapia, nutricional y de entrenamiento físico y emocional. Contamos con profesionales con dilatada experiencia en el cuidado de la salud del deportista que estarán a vuestra disposición para ofreceros el asesoramiento individual que más se adapte a vuestras necesidades. 

Desde el Área Médica  se tienen en consideración de forma global los datos clínicos, diagnósticos, analíticos y de valoración física, nutricional y emocional de cada paciente,  para establecer la prescripción y seguimiento referidos a cada área. Hay que destacar que dentro de la población confinada, aunque un alto porcentaje son sanos,  también coexisten grupos con patologias crónicas o con edad avanzada y factores de riesgo cardiovasculares, metabólicos o neurológicos.  Por todo ello, la prescripción del ejercicio en esta población debe ser adecuada y precisa según  el nivel de condición física y de salud para evitar potenciales  riesgos. 

Desde el Área de Fisioterapia y Rehabilitación se busca la mejora músculo-esquelética funcional de cada paciente, desde aquellos que han estado sometidos a periodos prolongados de hospitalización, hasta los que han estado confinados con distinto nivel de movilidad, y cuyo objetivo, es alcanzar la funcionalidad completa. Todos los tratamientos de fisioterapia y rehabilitación se basan siempre en la prescripción realizada desde el área médica.

El Área de Nutrición se ocupa del estudio nutricional de los pacientes, basándose en los requerimientos energéticos y de nutrientes específicos de cada estadio del paciente y siempre adaptándolos a las demandas nutricionales según el nivel de actividad física y del deporte practicado. Durante este seguimiento se modificarán las dietas en base al estadio en el que se encuentre el paciente y a los cambios en las variables analíticas y de composición corporal que se puedan producir. 

En definitiva, la pandemia por COVID-19 ha supuesto en la población mundial una crisis en muchos sentidos, incluido el ámbito emocional.  Ansiedad, estrés, miedo, tristeza, desesperanza, incertidumbre, soledad y desconfianza son palabras que definen los sentimientos y emociones vividas durante este periodo. Por ello, desde el Área de Cuidado Emocional  ofrecemos la Ayuda y Asesoramiento emocional necesario para superar estas  difíciles situaciones; siempre, por supuesto, desde la máxima confidencialidad siguiendo el principio del secreto médico.

¿POR QUÉ LA INFECCION POR COVID-19 ES DISTINTA?

La infección por el COVID-19  está mostrando ser muy singular debido a la gravedad y complejidad de los cuadros clínicos que está provocando. Su particular afección a nivel respiratorio es la base inicial de la prescripción de nuestros ejercicios.

Por esta razón, es necesario conocer los intrincados procesos que acompañan a la infección para establecer estrategias que permitan revertir el daño y deterioro funcional que provoca,  prevenir riesgos y retrasos durante la recuperación o durante el  proceso de vuelta a la normalidad  ligados a una prescripción inicial adecuada.

ESTADIOS DE LA ENFERMEDAD, ¿TE SIENTES IDENTIFICADO?

  • Asintomáticos: personas que no sufren ningún síntoma  pudiendo encontrarse en plenas condiciones de salud pero que pueden tener el virus y son potencialmente contagiosos. Son los más difíciles de detectar. Estas personas pueden mantener su actividad física regular manteniendo un equilibrio entre ejercicios cardiovasculares y de fuerza muscular.  
  • Leves: personas con dolor muscular, articular, dolor de garganta, malestar general, sensación diatérmica, dolor de cabeza, congestión nasal, cansancio, diarrea, nauseas…que por la situación epidemiológica en la que nos encontramos hay que interpretarlos como compatibles con el virus. Estos se suelen resolver en pocos días espontáneamente o con ayuda de algún fármaco antitérmico del tipo paracetamol. En este grupo podemos mantener también una actividad física acorde a la situación individual, siempre que no nos suponga un desgaste físico importante. 
  • Moderados: personas con fiebre (más de 37,5ºC), tos persistente, dificultad para respirar, diarrea prolongada (de hasta 7-10 dias). Estos pacientes deben tomar los tratamientos aprobados actualmente para el virus en domicilio sin requerir  de ningún soporte hospitalario para resolver el cuadro. Los síntomas pueden durar entre 7 y 10 días o  incluso 30 o 45 días  hasta su resolución completa. Este grupo se deberá vigilar muy estrechamente y debe estar sin realizar ninguna actividad física mientras duren los síntomas. En el caso de clínica respiratoria, se aconseja realizar fisioterapia respiratoria; y en el caso de clínica gastrointestinal, es importante mantener un adecuado nivel de hidratación y nutrición. Una vez resuelto el cuadro tendremos que realizar  un seguimiento personalizado para la recuperación. 
  • Moderados/graves: personas con fiebre alta, dificultad severa para respirar o un deterioro del estado general que obligue a la necesidad de un soporte hospitalario. La gravedad dependerá de la susceptibilidad individual, comorbilidad (enfermedades que tenga previamente) y situación física; pudiendo  padecer desde una neumonía leve hasta un cuadro de afectación multiorgánica que requiera de cuidados intensivos. En estos pacientes, es tal el desgaste al que  se ve sometido el cuerpo, que requerirán, a posteriori, un largo proceso de recuperación a todos los niveles.
  • Muy graves/críticos: pacientes que sufren el cuadro con tal afectación que requieren directamente de cuidados intensivos. Si este grupo finalmente consigue superar el virus, necesitará de una larga recuperación con la ayuda de un equipo multidisciplinar evaluando las posibles secuelas.

¿QUÉ ALTERACIONES ACOMPAÑAN AL PROCESO INFECCIOSO?

Las alteraciones inmunológicas que se producen en la infección por COVID-19 pueden desencadenar un cuadro inflamatorio muy intenso  que provoca una disfunción del sistema nervioso periférico y central (sensibilización periférica y central), estableciendo un verdadero círculo vicioso de repuestas que pueden poner en riesgo la vida del paciente.

Esta cascada inflamatoria, puede ocasionar afectación de otro órgano diana que es el corazón, dañando sus células (miocitos), provocando daño miocárdico con consecuencias graves como miocarditis o isquemia miocardica. Así, en la infección por COVID-19, es necesario ser prudente y precavido en la prescripción del ejercicio

Los procesos de sensibilización y de disfunción inmune  provocan síntomas a nivel sensitivo (parestesias como hormigueos), muscular (mialgias y cansancio intenso), hormonal (aumentos de hormnas como el cortisol), neurovegetativo (cuadros de hipo o hipertensión arterial) y del sistema nervioso central (alteración cognitiva con disminucion de la capacidad de concetración o alteraciones del sueño)

Todos estos complejos cuadros sintomáticos contribuyen a perpetuar el cuadro clínico infeccioso, por lo que, deben ser tenidos en cuenta para poder revertir de forma completa el deterioro orgánico global provocado por la infección vírica.

Nuestro Programa hace un abordaje médico global en el que  junto al tratamiento médico y farmacológico, se incluyen las áreas de prescripción de ejercicio, rehabilitación y fisioterapia, nutrición y control emocional

REPERCUSIONES SOBRE CONDICIÓN FÍSICA EN PACIENTES

En los pacientes de COVID-19 que han sido hospitalizados se produce un importante  deterioro de la capacidad física, ligado a la pérdida de masa muscularaumento de la tasa metabólica, hiperreactividad neurológica e inmunológica, estado de alerta elevado, disminución del descanso y alimentación insuficiente.  

Todas estas circunstancias conducen a una condición física muy deteriorada y frágil,  concretadas sintomáticamente en cansancio y fatiga intensos, disminución de la fuerza muscular, disminución de la coordinación, patrones de activación muscular disquinéticos y aumento del tiempo de recuperación tras el ejercicio.

REPERCUSIONES SOBRE LA CONDICION FÍSICA EN POBLACIÓN DIANA

Dentro de la población en confinamiento hay un alto porcentaje de personas sanas y sin factores de riesgo coexistiendo con grupos que sufren patologías crónicas, personas de edad avanzada y personas con factores de riesgo cardiovasculares, metabólicos o neurológicos. 

Pero además, dentro de la población confinada habrá un importante porcentaje de personas que hayan pasado la infección del COVID-19 de forma asintomática o con mínimos síntomas. Aunque se prevé que estos pacientes puedan practicar ejercicio y deporte con normalidad, aún no disponemos de datos sobre su capacidad real para asimilar el  entrenamiento físico debido a la ausencia de bibliografía publicadad acerca de las secuelas del virus. 

 

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar